Agronomía: Crónica de una fractura anunciada.

Prensa y Propaganda

En Agronomía los trabajadores decimos sí a la vida. Hoy nos vemos en la obligación de trabajar fuertemente en materia de seguridad e higiene, porque entendemos la importancia de la salud de los compañeros.


Desde hace años, a través de la COSSET compañeras y compañeros han exigido la contratación de un técnico prevencionista para evaluar las condiciones de trabajo y elaborar un informe para presentar a las autoridades un detalle de las condiciones en las que estamos trabajando.

El año pasado se logró la contratación de un técnico prevencionista por un período de 6 meses (desde el 17 de agosto de 2015 hasta el 17 de febrero de 2016) en Agronomía Sayago, quedando pendientes las estaciones del interior. Se elaboraron dos informes: uno sobre el predio Granja y el otro sobre el edificio central que fueron entregados a las autoridades en enero, sin que sea analizado por el Consejo hasta el mes de marzo y se resuelve tomar conocimiento y encomendar a un asistente académico el seguimiento del informe.

Se realizó una instancia bipartita de negociación donde se exigió que la tarea de seguimiento recaiga sobre un Técnico y no sobre un Asistente Académico, según lo establece la legislación vigente para establecimientos en los que haya más de 300 trabajadores. En caso contrariovolante se iniciaría una campaña de denuncia pública y en el Ministerio de Trabajo.

Las autoridades rechazaron este planteo argumentando que la Universidad se encuentra debatiendo los criterios con los que se cumplirá con la exigencia legal. Vale aclarar que la Udelar está en falta y todavía no se observan avances para acordar estos criterios.

Finalmente el Consejo de Facultad aprobó un llamado para Técnico Prevencionista por el régimen de contratación de obra, pero sigue demorado el armado de las bases y la concreción del trámite respectivo.

La situación empeoró el día 11 de mayo cuando la compañera Fabiana Álvarez, quien trabaja en el edificio central, tuvo un accidente en una escalera, de mármol y con desgaste por el paso del tiempo, sufriendo una caída que le ocasionó fractura de peroné y una posterior operación en el Banco de Seguros.
La situación peligrosa que originaba el estado de la escalera, paradójicamente surgía como asunto para atender del informe del Técnico Prevencionista, pudiéndose haber evitado una caída con el uso de cinta antideslizante de escaso costo.

Por ello AFFAYD-AFFUR en Asamblea resolvió retomar las medidas planteadas anteriormente, profundizando el reclamo: denunciar al MTSS y a través de difusión a los medios de comunicación llegando a la sociedad en su conjunto.

Hoy redoblamos los esfuerzos, comprometiéndonos con la seguridad de los trabajadores y todos los actores de la Facultad de Agronomía y alertando a todos nuestros Compañeros Universitarios para cuidar la integridad física y la salud de todos.

Si usted como yo es capaz de temblar de indignación cada vez que se cometa una injusticia en el mundo entonces seremos compañeros”